Reformas en la cocina

11Abr
0
Reformas en la cocina

Si hace un tiempo os hablábamos de las reformas en el baño como una de las más demandadas en los hogares actualmente, la reforma de la cocina le sigue muy de cerca. Al final, son dos estancias que a diario se usan mucho y que el paso del tiempo se deja ver más que, por ejemplo, en una habitación. Si tu cocina también necesita una reforma, presta atención a todos estos consejos para que el cambio sea un éxito seguro.

Tipo de azulejos

Lo primero que tenemos que tener muy claro es el tipo de azulejos que vamos a querer. ¿Rectificado o el clásico de siempre? La diferencia es que el rectificado pierde esa línea curva en los bordes que caracteriza al azulejo clásico y, además, el rectificado es mucho más grande. Si quieres saber más sobre el azulejo rectificado, lee el post en el que te contamos todas las diferencias y las ventajas y desventajas que nos ofrece. Así, podrás elegir con todas las ideas claras de qué es cada cosa.

Ahora bien, una vez elegido el tipo de azulejo, encontramos una gran variedad de formas y tamaños. Desde los azulejos lisos de siempre, hasta algunos con formas geométricas, mosaicos… La gran variedad nos va a permitir, incluso, combinar diferentes tipos de azulejos. Por ejemplo, podemos escoger para una de las paredes un azulejo que simule un mosaico y para las otras, azulejos lisos.

Tampoco debemos olvidarnos de las cenefas que fueron una de las tendencias más seguidas hace unos años. Ahora vuelven con más fuerza y totalmente reinventadas con unos dibujos más modernos que siguen los gustos de ahora.

Colores

En el caso de los colores, tendremos que tener también en cuenta los colores de los muebles, electrodomésticos y resto de accesorios que van a ir en la cocina para conseguir así que convine todo a la perfección y conseguir una armonía completa en la zona.

Una vez que estemos seguros del color de muebles que vamos a elegir, pasaremos a elegir el tono de los azulejos y aquí… ¡para gustos los colores (y nunca mejor dicho)! Elige un color que te guste y no solo porque sea tendencia en ese momento. Piensa que los azulejos son, por lo general, para muchos años. No es un cuadro del salón que, una vez que te has cansado de verlo, puedas cambiarlo por otro nuevo. Nuestra recomendación para cocinas pequeñas es que escojas tonos claros para que, con la luz natural que entre, consigas crear una sensación de mayor amplitud. También puedes combinar diferentes tonos, colores claros con alguna gama de grises, combinación de tonos marrones y beige… Cualquier combinación que tengas en la cabeza, seguro que se puede conseguir.

Puedes ver algunos ejemplos en nuestra sección de azulejos para la cocina de la tienda online.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.